domingo, 29 de septiembre de 2013

Antonio Bernal Romero (1924-2013)



Se ha difundido a través de las redes sociales la noticia del fallecimiento de Antonio Bernal Romero, un veterano dibujante e ilustrador que era historia viva del Cómic patrio dada su vinculación a las publicaciones más populares de la posguerra.

Bernal Romero, que especialmente destacó como portadista, en la celebre serie “Joyas Literarias Juveniles” y en otras series de Bruguera como las de los principales héroes de la época creados por Víctor Mora como Capitán Trueno, El Jabato y El Corsario de Hierro, encargándose de las portadas de sus reediciones, siendo precisamente en estos trabajos en los que yo tomé contacto con su obra.

Bernal Romero, que también fue profesor de dibujo, se mantuvo activo hasta sus últimos años pintando hermosos cuadros.

La más completa –y creo que también la última – entrevista a Bernal Romero es esta publicada en El Rincón del Taradete, blog desde donde se ha realizado una continuada labor de divulgación de su obra. Es un documento de gran calidad.

D.E.P

10 comentarios:

Mo Sweat dijo...

Descanse en paz un grande del cómic y la ilustración. Sus portadas para Trueno Color o Joyas Literarias Juveniles son ya historia pura de nuestra cultura.

Saludos.

tristan dijo...

PAblo,

es una gran pérdida. Bernal fue un maestro de las portadas. Uno de los grandes. D.E.P.

Anónimo dijo...

La portada del Jabato con el aguila esta pegada a mi niñez, D.E.P. Maestro.

PAblo dijo...

Mo,

Efectivamente. Lástima que no todos las sepan valorar en su justa medida.

Tristán,

Desde luego. Creo que pocos portadistas nacionales han sabido captar la atención del futuro lector como él.

Anónimo,

Y a la mía. Si ese no fue el primer tebeo de El Jabato que leí - en una edición retapada de Bruguera posterior- fue uno de los primeros. Y la portada siempre me encantó. A partir de ahí, vinieron los demás.

Impacientes Saludos.

JESÚS DUCE dijo...

Las portadas de Antonio llenaron muchos de nuestros sueños y nuestras emociones.
Solamente por eso le debemos estar agradecidos a este monstruo de la ilustración. Según mis cuentas, llegó a dibujar ¡más de 2000 portadas!
Y además está su etapa de historietista que es excelente.

De sus portadas, siempre me quedó con la nº 6 de Trueno Color, que llevo grabada en la piel. En general, las 100 primeras de Trueno Color, las 50 primeras de Jabato Color, algunas del Sheriff King, unas pocas del Corsario, sobre todo las nuevas que hizo para ediciones B, y también un buen puñado de Joyas, me parecen maravillosas e irrepetibles.

Vicente dijo...

Aunque sienta una gran tristeza por su pérdida voy a poner un poco de humor, tal y como de buena tinta se que Antonio hubiese querido para estos momentos: la portada del águila estará pegada a vuestra niñez pero para de contar, donde realmente está pegada (mas bien colocada) es detrás de mi cabeza. Antonio, te queremos.

Anónimo dijo...

Nosaltres també et trobarem molt a faltar, estem molt tristos Antonio, però sempre et recordarem els teus vein i amics, Joan i Antònia

Carlos dijo...

Me siento impactado por esta noticia. En las últimas semanas había buscado la manera de contactar con Antonio Bernal Romero para pedirle permiso para usar una de sus portadas en una publicación gratuita, sin embargo no lo he podido conseguir.

Para mí la portada que siempre llevaré conmigo es la de 20.000 leguas de viaje submarino.

Siento pena por que ya no esté alguien que hecho volar mi imaginación durante tanto tiempo.

PAblo dijo...

JD,

Para mí Bernal, junto a López Espí quizás, es el gran portadista del Cómic español.

Vicente,

Bienvenido. Envidia que das...

Joan y Antonia,

Es ley de vida. DEP.

Carlos,

Estupenda portada también. Yo la que más recuerdo de Joyas Literarias Juveniles es la de Ivanhoe.

Impacientes Saludos.




Vicente dijo...

El paso del tiempo me hace comprender en su justa medida la impagable fortuna de los años que tuve la suerte de conocerlo a fondo. Su obra aquí está, entre nosotros pero su muerte ha dejado un gran vacío. Todavía me cuesta creer que nos haya abandonado. Lo echaré mucho de menos.