jueves, 18 de febrero de 2010

“All Star Superman”, de Grant Morrison y Frank Quitely.


A estas alturas se ha escrito ya tanto y tan bueno de “All Star Superman”, la maxiserie de 12 números en que Morrison y Quitely redefinen al Hombre de Acero, que uno no sabe muy bien que añadir, salvo rendirse a la genialidad de Morrison cuando decide ser genial y al innegable talento de un Frank Quitely que probablemente haya realizado en esta serie el mejor trabajo de su carrera. Pero, como imagino, que eso de por sí no es mucho, les contaré algo más aun a fuerza de ser repetitivo.

En “All Star Superman”, ante todo, Morrison destaca a mi modo de ver por dos cualidades principales que no han sido siempre frecuentes en su carrera: astucia y comedimiento. La astucia, que no está reñida con la genialidad mal encauzada de muchas de sus creaciones sino que en este caso la complementa, al ser capaz de obviar las convenciones asentadas sobre Superman desde los tiempos de Moore o Byrne y definir un icono ingenuo e inocente y su rico universo partiendo de los cómics de la “golden age” sabiendo actualizarlos lo suficiente como para no insultar por ello la inteligencia de los lectores contemporáneos y aprovechando al máximo el talento de un Quitely inspirado para dar con el acabado gráfico idóneo de los personajes que canalizara adecuadamente su mensaje. Por otro lado, comedimiento al no dispersar su aluvión de ideas en su caótico planteamiento habitual ofreciendo un desarrollo medido, más pausado y lógico que, sin regalar nada al lector, es disfrutable tanto por aquellos capaces de desentrañar las múltiples referencias manejadas por el escocés como por los que tan sólo quieren disfrutar de una historia de superhéroes entretenida que se disfruta tanto en su lectura número a número como de corrido.

Morrison sitúa a su Superman como un eslabón más en la necesidad humana de crear iconos en los que proyectar sus ideales en una tradición que probablemente se remonte a las cavernas y cuyas nuevas encarnaciones están aun por llegar. Y, aunque el escocés no deja palo por tocar en la profundidad de su ecléctico estudio –desde la mitología a las grandes religiones pasando por la filosofía o incluso la ópera y las nuevas tecnologías- de la figura del superhéroe es capaz de reducir toda su proposición al armazón fundamental de una buena historia de superhéroes, sus maniqueísmos y sus convenciones, su optimismo y su humor primario, pero dignificando sin complejos un género y un medio todavía ninguneado en pos de su infantilización mercantilista mostrando su viabilidad siempre y cuando se disponga del talento necesario.

En el aspecto gráfico, Quitely da la medida e incluso supera cualquier expectativa, logrando una espectacularidad cercana con un dibujo lleno de matices que no se constriñe a supeditarse a la partitura ideada por Morrison sino que la exalta logrando trasladar a las viñetas la esencia de Superman sin recurrir a una impostada épica hueca como probablemente ningún dibujante anterior haya logrado. Morrison y Quitely colaboran de antiguo con excelentes resultados pero es en este “All Star Superman” en el que su simbiosis alcanza una perfección pocas veces vista, dejando al icono remozado y brillante para afrontar el cambio de década imperturbable a la espera de una nueva revisión.

All Star Superman” es uno de los tebeos que no hay que perderse de los que se publicaron el año pasado y resultaría encomiable el esfuerzo realizado por Planeta en su edición sino fuera por el consabido y garrafal error con el asunto de la repetición de portadas. Una auténtica lástima que hubiera precisado un esfuerzo por parte de la editorial en su corrección que a mí no me consta que se haya producido.

8 comentarios:

Javi dijo...

Pablo: A finales del año pasado, más o menos, se publicó una segunda edición del All Star Superman sin repetición de portadas y además se numeraron las páginas.
Para diferenciar una edición de otra hay que fijarse en el escudo de Superman que hay en el lomo, el de la imagen más grande es la primera y el de la más pequeña es la edición corregida.

tristan dijo...

Si señor es un gran comic. Disfruté mucho leyendolo.
Le encuentro un solo defecto pero no es imputable a los autores y es que al ser el universo de Superman algo desconocido para mí, me he perdido algunos detalles que son importantes en la obra. Es extraño pero salvo las miniserie de las 4 estaciones o éste hacía años que no leía algo de Superman. En cambio Batman o Daredevil los he seguido más.

David. dijo...

Un gran tebeo. De todas formas a veces oír críticas tan positivas hacen que esperes más de lo que al final es. De todas formas me gustó mucho, de lo mejorcito que se ha hecho en el cómic de superhéroes en los últimos tiempos, diría yo.

Saludos.

Ana guerrerorojo dijo...

Me ha gustado mucho el comentario. Va a tener que caer. ;). Además el dibujo me parece genial.
¿Sabes algo de la muerte de clark kent?
saludos

PAblo dijo...

Javi,

Gracias por la información. No lo sabía.

Tristán,

Tegno que reconocer que yo tampoco soy un gran seguidor del Hombre de Acero aun cuando se están realizando tebeos muy interesantes con él de protagonista, quizás incluso más que con Batman o DD que están más encorsetados bajo la sombra milleriana.

David,

Eso pasa siempre. La palabra final la tiene uno pero está claro que la reiteración de comentarios positivos puede provocar una expectación excesiva que a la larga perjudique a la obra. Por eso, para colocar cada obra en su justo termino, en mi opinión hay que esperar algunos años para hacer un análisis serio con más perspectiva. De todos modos, creo que "ASS" será un tebeo de referencia dentro de la historia de Superman.

Ana,

Que la editó Zinco hace muchos años, que es un buen tebeo en la estela de "La Muerte de Superman" y que Planeta lo reedita este mismo mes. ;-D

Impacientes Saludos.

Antonio.L.A dijo...

A mi me lo regalaron el otro dia y voy leyendo por la mitad más o menos, por ahora me va gustando bastante el problema es que como no estoy muy metido en el mundo de Superman seguro que me pierdo cosas interesantes de la historia. De todos modos creo que es un gran cómic que todo buen lector y/o coleccionista debe tener

PAblo dijo...

Hola Antonio, bienvenido,

Creo que ASS se disfruta más como lo lees tú leyéndolo cada capítulo poco a poco. Por otro lado, toda gran obra independientemente del ámbito debe ser disfrutable por sí misma más allá del conocimiento que pueda tener el receptor de las referencias que maneja. Y en ese sentido creo que ASS es una lectura que llega a todos los públicos (aun cuando cuanto más sepas de Superman y su universo más la disfrutarás).

Impacientes Saludos.

Anónimo dijo...

comparalo con JLA UN MILLON.

experimento 626