martes, 24 de abril de 2007

“The Ultimates” ó cómics molones para lectores malotes.



The Ultimates” es un cómic que despierta en mí sensaciones contradictorias. Como seguidor fiel de la versión clásica de los personajes durante muchos años, la primera impresión que me produjo la lectura del cómic de Millar y Hitch fue de rechazo. Esos personajes macarras, fascistas, tontorrones, maltratadores e intrigantes no se correspondían con la imagen que deberían dar los héroes más poderosos de la Tierra para nada porque, para empezar, no se trataba ni siquiera de héroes sino más bien de agentes al servicio del Gobierno de Estados Unidos. Sin embargo, haciendo un ejercicio de objetividad e intentando dejar de lado mi bagaje sentimental (que cursi me está quedando) debo reconocer que “The Ultimates” es un cómic de superhéroes muy entretenido. Con sus defectos, pero altamente entretenido. Probablemente, Mark Millar, un guionista que ya había demostrado con creces su desenvoltura en desarrollar series de superhéroes macarras como demostró en “Authority”, era el único capacitado para dar este nuevo giro a los Vengadores sin que los seguidores más talluditos y fieles no diesen la espalda a la colección y atrayendo al mismo tiempo a nuevos lectores que, en definitiva, era lo que le interesaba a los editores marvel y para lo que nació la línea Ultimate. La versión Millar de los personajes no se para en desarrollar el carácter heroico o su personalidad humana, simplemente se ha decantado por tomar de sus ricas biografías los elementos más oscuros y sórdidos para convertirlos en una versión chulesca de los mismos, haciendo que recaiga todo el peso de la trama en la acción y obviando los momentos de pausa que toda colección necesita para desarrollar a los personajes. Esto provoca que “The Ultimates” sea un cómic trepidante, narrado a matacaballo, y cuya lectura dure un suspiro, ya que tras las tortas de rigor y las bromas malotas de Millar poco más queda. Los autores al mismo tiempo toman referentes cinematográficos cercanos al lector para desarrollar la historia y el diseño de los personajes, no vaya a ser que la originalidad empache, de manera que el remozado Nick Furia se parece a Samuel L. Jackson ó Janet Van Dyne, “La avispa”, parece la Trinity de la saga “Matrix”, por poner solo un par de ejemplos. En el apartado gráfico, Millar se encuentra bien secundado por Brian Hitch, un dibujante de estilo hiperrealista y lentitud exasperante que provoca continuos retrasos en las entregas y que también se encargó de “Authority” en una etapa anterior a la de Millar y que realiza un trabajo soberbio en el desarrollo de las escenas de acción aunque parezca en algunos momentos más preocupado en dibujar un “storyboard” para una futura película (más pronto que tarde tendremos película de “The Ultimates”, ya lo verán) que en la historia que está contando.
En definitiva, a mí “The Ultimates” me recuerda al “Aquí hay Tomate”, historias truculentas para después de comer, entretenidas y fácilmente olvidables. Si eso es lo único que esperan de un cómic, en “The Ultimates” lo encontrarán con creces.

4 comentarios:

Mojonshon dijo...

HAbia escuchado hablar de esta serie, y en particular que tenia bastante accion y que tenia cosas muy curiosas de guion, lo queno me hace gracia es que todos sean unos "perdona vidad".
Es una de las series que me apetecia pillarme por aquello de volver al comic americano son tener que tirar de biblioteca por los dichosos asteriscos de referencia a otros comics.
La tendencia de hacer a todos malotes creo que empieza a ser un poco obsesiva, y como muestra un boton y solo hay que mirar las pelis que hacen en las que todos van efundados en cuero negro y su dialogos parecen escritos por Harry el sucio.
Saludetes

PAblo dijo...

Pues Mojonshon esta serie es eso malotes y acción. Una lectura entretenida y a otra cosa, mariposa. A los que nos cuesta más es a los más veteranos que conocemos a los personajes "de verdad". Pero bueno... Yo creo que cuando Millar y Hitch lo dejen que va a ser dentro de poco no tardan en anunciar la pelicula.

Akbarr dijo...

Pues los diálogos "Harry el sucio" son uno de los encantos de los Ultimates, así que si los odias casi que ni lo intentes. Y que conste que para mi los Ultimates no son tan olvidables, a mi me parece que la serie tiene momentos realmente memorables: ese Hulk destrozando ciudades, ese Thor apalizado por sus compañeros, esa Avispa aburrida de los viejales amigos del Capi...

PAblo dijo...

Akbarr, dentro de diez años me dices si son olvidables o no. Realmente todos esos momentos tan memorables que comentas ya han sido contados a lo largo de la serie de "Los Vengadores" mil veces. Probablemente a un lector joven que se acerca a los superhéroes le puede impactar pero al lector más veterano, no. A mí "The Ultimates" me parece un tebeo entretenido, sin más y la versión de los personajes clásicos de Millar como poco discutible.